1 de enero de 2014

Inicio de año Solar.


El Eterno puso luminarias, en los Cielos…

El Sol, en astrología representa nuestra propia esencia, el yo consciente, la vida, la voluntad, la energía vital, la fuerza física y psíquica, la evolución, el idealismo, la auto-afirmación. Y hoy ese Sol, termina su movimiento aparente.

Con todos sus bemoles, inexactitudes en los cálculos,  el día de ayer, es el final de un ciclo, un año, cuya cuenta está basada en un ciclo completo de la tierra alrededor del sol.  A final de cuentas es un ciclo, y hoy termina el ciclo.

Momento de renovación, momento donde debemos manifestar, los aspectos armónicos de este nuevo período: la Alegría de vivir, lealtad, generosidad, pasionalidad, valentía, nobleza, altivez, espiritualidad, y la búsqueda de elevación. Y por el contrario superar, el narcisismo, exhibicionismo, orgullo, teatralidad, despotismo, crueldad, soberbia, prepotencia, y erradicar el egoísmo de nuestras Vidas.

Les agradezco el haberme permitido compartir con ustedes este ultimo año, de profundo crecimiento, El Eterno les Bendiga y les Guarde. 

Durante estos últimos meses hemos puesto hincapié, en el estudio de ciertos conceptos, la profundización del estudio del concepto de Daat, Unicidad y Tikun Olam.

Usamos la frase: 

Que no me interese lo que quiero, sino lo que debo.

Puesto que “Lo que quiero” responde a sentires momentáneos, mientras que “lo que debo” responde a la Voluntad manifestada en el Yo Superior. Alcanzando la consciencia de Unicidad, para saber con certeza que en todo momento, todos somos uno en el amor, que poseemos en nuestro interior una chispa divina, al igual que todo lo que nos rodea, y por lo tanto ¡todo es sagrado! Cuando abrimos nuestros corazones al amor, los milagros emergen para hacerse realidad, y todo lo que tocamos se vuelve Luz. Todos somos Uno.

De esto se trata el Libre albedrío, el elegir Las Vidas, es decir la claridad de lo anteriormente expresado, alcanzando tu potencial, superando Tu Tikun, tu rectificación, tu misión o propósito en la tierra. Tu capacidad para curarte a ti mismo y a los demás por las faltas que hayas incurrido en anteriores encarnaciones. Tu necesidad de aprender lecciones para tu desarrollo espiritual. 

Y el Tikun Olam, es Curación del mundo a través de tus actos. 

¿Qué actos curan el mundo? El Estudio, de las profundas corrientes de nuestra literatura espiritual, El Cantar, Orar y Meditar, en tu lengua materna, lleno de amor y gratitud todos tus pensamientos siempre serán aceptables. Y las buenas acciones, enmarcadas en las Leyes objetivas que rigen todos los planos de la Creación.

Así consigues desarrollar tu Tikun, y esto te permite ascender por tu escalera espiritual que conduce a tu alma superior. Es un viaje que debes evitar perderte para conseguir un beneficio transitorio, de los sentires momentáneos.

Alcanzando tu Tikun, nos ayudas a alcanzar la corrección a todos.

Dios bendiga tu Entrada y tu Salida, El Guardián de Israel coloque su Rostro hacia a Ti y te guarde. El Eterno colme tu año con paz. Son mis deseos para ti, que permita El Eterno que toda esa LUZ de belleza, amor,  paz y  armonía que se ha despertado durante esta época en tu corazón, se vuelva permanente durante todo el año 2014, atrayendo ABUNDANTE éxito material y espiritual, para ti y  tu familia, en todas las áreas de la Vida.

En este nuevo ciclo que viene cargado de nuevas esperanzas, nuevas inquietudes, nuevas aspiraciones, como escribe el Rey Shlomo, que hay un tiempo para comenzar y uno para terminar, te deseo paz, felicidad, salud y bienestar, riqueza espiritual para el mundo entero…

¡FELICIDADES!

SHALOM, CON AMOR

Armando José Velázquez Rodriguez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario