16 de octubre de 2014

Una buena traducción de la Biblia.


Héctor Baptista (Toto) bloguero, lector de este blog y amigo en Facebook, me escribió ayer temprano, y demore mi respuesta por situaciones y porque quiero darle un respuesta “explayada” aquí en el blog. Saludos a todos allá en La Paloma.

Toto me escribió: ¿Necesitamos una buena traducción de la Biblia no? Bien bueno, la pregunta.

De esto quise hacer un post, aprovechando que este sábado leemos “Bereshit”, es decir estamos recomenzando de nuevo.

Inicio con un proverbio italiano (amo esta lengua, los que me conocen lo saben, la aprendí primero que el ingles): 

“Traduttore, traditore”

Que si lo traducimos  literalmente es “Traductor, traidor”.

Aunque si  hacemos un “vero sforzo” de interpretar la frase, podríamos decir que la traducción mas real es: “la traducción traiciona” o “la traducción puede ser traicionera”.

Mi trabajo desde hace mucho tiempo ha sido el leer y traducir textos, y debo reconocer que si el “Gran enemigo” de los traductores literarios (no técnicos, porque eso es otra cosa) es “la literalidad” imagínense esto en traducciones desde lenguajes simbólicos como el hebreo o arameo.

Hace años le dije a un caballero “italiano por cierto” a quien respeto mucho, y de quien aprendí mucho, que la traducción cristiana titulada “Biblia latinoamericana” era una “aberración”, por supuesto el hombre se ofendió, porque no entendió que yo hablaba en lenguaje desde “la física óptica”:

Se entiende por distorsión la diferencia entre la señal que entra a un equipo o sistema y la señal que sale del mismo. Por tanto, puede definirse como la "deformación" que sufre una señal tras su paso por un sistema. La distorsión puede ser lineal o no lineal. Si la distorsión se da en un sistema óptico recibe el nombre de aberración.

La traducción “Biblia Latinoamericana” es para mí una "deformación" que sufrió el texto original tras su paso por la traducción, el lente de los “traductores” tenía una imposibilidad para enfocar todos los colores en un único punto de convergencia, es decir estaba “aberrado”… Pásensela a un judío, para que vean que se ríe mucho… Eso es igual para “los evangélicos” con su “Reina-Valera” con “200 revisiones”. Esa es mi opinión personal y no deseo en ningún momento herir susceptibilidades, este es un blog “de Kabbalah”, si un cristiano, quiere leer buenas opiniones de estas “traducciones” tan conocidas de la Biblia, que vaya a leer a blog Cristianos. Pero ya muchos se han dado cuenta y han hecho esfuerzos, en cambiar esta realidad.

En la parte superior hay detalle en las esquinas por ser una fotografía tomada con un objetivo de alta calidad. En la parte inferior hay una fotografía similar tomada con un objetivo gran angular mostrando una evidente aberración cromática...

En las traducciones de la Biblia, si bien un buen traductor debe ceñirse lo máximo posible al texto original, la solución para esto no se encuentra en traducir palabra por palabra, sino que el traductor debe ser apto de transmitir la esencia de la obra. Y esto es muy difícil para una lengua como el hebreo, que tiene contenido simbológico, donde incluso hasta, los espacios entre palabras, e incluso las posiciones entre de las letras, su tamaño y forma, son importantes… y además como un traductor puede traducir cosas como esto:



Incluso ni siquiera un traductor Judío, en una “traducción del texto basada en el Talmud, Midrash, y las fuentes judías clásicas” puede si quiera lograr transmitir la esencia del texto.

Una de las “aberraciones” de la traducción “Biblia Latinoamericana” es simple, tradujeron “chivo” para un vocablo que dice “cabra”. A simple vista pareciera ser inocente… Pero un chivo y una cabra son diferentes, el chivo vive en llano, y la cabra de la que habla el texto, vive en montañas, es decir salta hacia arriba y hacia abajo, vive en vertical. Y otra “aberración” es que “mochan” Salmos… “Porque el pueblo, no sabe la diferencia entre un chivo y una cabra, y que el pueblo no le interesan los “títulos” de los Salmos, es una traducción para el pueblo”…  Ojo este post no es para desacreditar esta traducción, yo tengo una copia. Es para darnos cuenta de ciertas cosas…

La traducción de una obra literaria no se realiza traduciendo palabra por palabra y a punta de diccionario, no se trata de sustituir un término en su idioma original por su equivalente exacto. La traducción literaria va más allá. Exige que el traductor sea primero un gran lector. Que sea capaz de perderse en las entrañas de la obra, de ver la intención del autor, de entender los personajes, sus sentimientos, circunstancias,… Requiere que el traductor domine la lengua extranjera, su propia lengua, la cultura ligada a ambas, que sepa documentarse, investigar, que sepa esperar. Requiere de experiencia, formación y trabajo, y por consiguiente requiere de un reconocimiento social y económico. Pero aun así para la Biblia, es difícil, porque es un código.

Leer la Biblia no es lo mismo que estudiarla. El objetivo de estudiar la Biblia es comprender su contenido en los idiomas originales en que se escribió. Es más me atrevo a decir que no es una simple lectura, ni tampoco un estudio. Es como encender una brasa en el corazón, es despertar dentro de ti algo… Es descubrir el manual de como estas hecho…

Toto, no necesitamos una “Buena Traducción” necesitamos leerla espiritualmente en su lengua original…

Te dejo otros post, relacionados con este contenido, no dejes de leerlos:






14 de octubre de 2014

Tengo un gran conflicto... Lashon HaRa.


Un lector comento, hace unos minutos.

Anónimo octubre 14, 2014 3:08 p. m.

Tengo un gran conflicto, porque mi propia madre se queja todo el tiempo, y habla mal de algunas personas. Siento que es una persona tóxica en ese preciso sentido, aun cuando es innegable que es una cariñosa abuela. Pero ni yo la soporto. Que hago? Cómo se lo digo si ella no quiere escuchar? Como hago sin ella misma es mi raíz de vida? Hasta donde la debo soportar, porque cada vez que voy a su casa (y eso es todos los días) habla que habla y yo ya no le paro y la dejo hablando sola ridículamente... y yo creo que las demás personas no la quieren por eso, ya dejaron de invitarla a reuniones familiares yo creo que por ese motivo, pero es que quien la puede soportar? Según las constelaciones familiares hay que honrar a padre y madre, pero como se honra a alguien que es tan toxico con la boca?


Primero que todo, muchas gracias por su comentario.

Según la Sabiduría de la Kabbalah todo lo que vivimos acá en este mundo, es con el fin de ejercitarme y para aprender. También se nos enseña que la realidad es producto de nuestra consciencia. Con esto quiero decirle que vivir esa realidad con su madre, provee para usted un espacio de aprendizaje, y debería primeramente verlo así. Es bien sabido que no puedo “rendir en la escuela” si veo mi aprendizaje como una carga. Entonces véase y dígase a usted misma estoy viviendo una experiencia de esto, y me permito aprender.

Ahora puedo notar que usted está sufriendo debido a la “incongruencia”, en Kabbalah aprendemos que dentro de nosotros conviven dos “inclinaciones” antagónicas, con intereses opuestos, hay una parte interior que quiere hacer algo, y otra parte que se opone a eso, y estas son las que muchas veces producen esos diálogos internos, que pueden llegar a ser verdaderamente molestos: ¿Para que vengo?  Mi mama es toxica… No, pero es una bella abuela, que haría sin ella… ¡Estoy harta! De sus chismes… Su conducta externa (ir todos los días) y sus sensaciones internas (molestia) no concuerdan.

Para esto le sugiero “intelectualice” los eventos… con esto quiero decir que su “incongruencia” se debe a conflictos de creencias e identidad, o necesidades egoístas (¿Estoy obligada a ir todos los días porque cuida de mis hijos? Esto es un ejemplo) y  en muchas ocasiones una de esas “partes” ni siquiera es consciente de que existe la otra. Por eso hay que conocerlas, integrar estas partes en conflictos, y esa es la solución: poder primero identificarlas, y luego integrar ambas partes.

Por otro lado hay muchos efectos colaterales de la dependencia emocional de la madre, una personalidad fracturada, una vida social limitada y un alto grado de inmadurez. Eso es en relación a usted.

Por otra parte su madre es un ser independiente, al igual que lo es usted. Por esta razón su conflicto no es con su madre es con usted misma, la que debe sanar no es ella, es Usted. Pues no debemos vivir en función de los demás, ni mucho menos, querer cambiar y dirigir la vida de otro, usted no puede solucionar las situaciones a la gente, incluyendo a su madre. Si ella es relegada por chismosa, si ella es ignorada, déjela esa es su elección, ella desea ser chismosa, no sufra usted por eso, perdónela, y perdónese usted. Si bien ella es su “raíz”, como usted me dice. Tal y como le dije al principio es porque “usted’ requiere de vivir esa experiencia, tener ese bagaje, esos anclajes, para hacer lo que en Kabbalah se denomina el “Ejercitar el libre albedrio” y eso es Elegir.

Usted me habla de las “Constelaciones familiares” yo no soy “Constelador” y personalmente desconozco la técnica, me han dicho que es buena, y efectiva, tengo muchos amigos “consteladores”. Aquí le puedo hablar desde lo que manejo, la Kabbalah. “Honrar a la madre” en Kabbalah es una Ley de orden superior que va mas allá de regular la vida familiar, no vamos a caer en esa explicación en términos de “Patzufim”, pero implica que cualquier persona que desee elevarse a un grado Superior, tiene que honrar, es decir investigar y reconocer la importancia de un grado superior llamado, Aba ve Ima (padre y madre, en Arameo), en base a esto y de forma externa es reconocer lo positivo que hay en su Madre, pero ¿Cómo? Esto es una importante ley espiritual en nuestro camino para alcanzar la paz interior y la realización, le indico... Nuestros padres son quienes nos trajeron a este mundo, pero esto no quiere decir que siempre debemos estar de acuerdo con ellos, tampoco quiere decir que tenemos que estar alrededor de ellos, si son destructivos para nuestra evolución. Aún así, pese a cualquier cosa, podemos honrar a nuestros padres al honrar la vida que nos dieron.

Usted Honra a su madre, agradeciéndole el don de la Vida. Y sentir un profundo agradecimiento por el dádiva que nuestros padres nos dieron, LA VIDA, es más importante que cualquier acción física que hagamos a favor de ellos. Por eso le sugiero, que vea a su madre internamente y le diga:

Mama te aprecio y te amo, pues a través de ti tuve la vida. Te amo y respeto. Me respeto a mí misma, Y por eso YO Elijo hacer las cosas de manera distinta, tengo tu bendición.

Y evite Usted el Lashon hara, y evite que sus hijos lo hagan, sea un ejemplo haga las cosas Usted de manera distinta.

Espero haber sido de utilidad. 



13 de octubre de 2014

Top Five, de malos hábitos.




¿Creían que me había olvidado de ustedes? Aquí volví y lo hago con una "Top Five" de los cinco hábitos más desagradables, que anulan la buena impresión que podemos causar en los demás. Yo los tengo todos, y los escribo aquí con el fin de compartir con ustedes la carrera para superarlos.

Quejarte, quejarte y volver a quejarte... 

En Kabbalah aprendemos que “quejarse por todo” es indicio de: 

No tener el deseo de hacer el trabajo requerido para hacer un cambio”.

Nos quejamos cuando queremos algo gratuitamente, y cuando creemos que merecemos algo, cuando no estamos felices con lo que ya tenemos. Vinimos a este mundo para una sola cosa “Ser la causa de nuestra realidad”. Y no me canso de repetírselo a mis estudiantes, para: “Ser un socio en la creación”. Quejarse es esencialmente un indicador de que no estamos cumpliendo el propósito para el que fuimos creados. 

Por eso en lugar de quejarte, intenta motivar. En lugar de criticar, intenta ayudar. En lugar de preocuparte, intenta orar.

La forma en la que percibimos nuestro entorno puede afectar la salud, incluso, los más optimistas viven en promedio siete años más que los pesimistas, puesto que estos últimos son más propensos a desarrollar ciertas enfermedades como la depresión.


Hablar mal de otros. 

Conozco gente que incluso convoca reuniones con el fin de hablar mal de otros. Esto es un comportamiento “tóxico”, y además un hábito desagradable porque atenta contra el bienestar o reputación de los demás, y una vez que compartimos información, independientemente de si es verdadera o falsa, ésta adquiere vida propia.

Esto es terrible, es venenoso, daña a quien lo hace, a quien lo oye, y de quien se hace, en Kabbalah aprendemos que no sólo somos responsables por lo que decimos, sino también por lo que hacemos y por lo que permitimos que se desenvuelva a nuestro alrededor. 

ATENCIÓN, te tengo una frase: 

“Decidí evitar “hablar mal” de otras personas, lo hice en el pasado, reconozco sus consecuencias, así evita contaminarme con tu lengua y tus palabras”.

Suela desagradable decirlo, pero créeme no lo es más que las consecuencias de escucharlo, Al hacerlo, preservamos nuestra conexión con la Luz. 

Hablar mal de otras personas solo demuestra “un alto grado de narcisismo y conducta antisocial. Cuando haces críticas destructivas reflejas un estado de infelicidad y tendencias depresivas y una manifestación de ser emocionalmente inestable, y con una personalidad negativa.

Prometer y no cumplir. 

Conozco a una mujer maravillosa a quien aprecio mucho, que un día me dijo: si tu creas con tu palabras, y dices que vas a cumplir algo y no lo haces, le quitas poder, y ya dejas de crear… Por eso es importante evaluar los verdaderos alcances para no cambiar de opinión y para que el sí signifique un sí. 

Es un mal hábito pues es una forma de mentir, lo cual trae efectos negativos para la salud, pues decir mentiras genera molestias como estrés, tristeza, dolor de cabeza y complicaciones de garganta.

Impuntualidad. 

En esta me dicen: ¿Cómo se declara?... Culpable… es terrible lo reconozco pues además de considerarse una absoluta falta de respeto, también es falta de consideración hacia los demás, la impuntualidad es falta de autocontrol. Ésta es una costumbre que se ha vuelto común porque en Venezuela siempre hay un buen pretexto, pero es un verdadero lio pues yo he descubierto que quienes adoptamos esta costumbre somos más propensos a desarrollar hábitos como comer y beber excesivamente, así como problemas de concentración.

Justificarte de todo. 

El famoso “es que” que lo erradique de mi vocabulario, es una de las conductas que más molestan, ya que las justificaciones son una manera de obtener algún beneficio y de no asumir responsabilidades, pretextos generan tensión, incomodidad y angustia que a la larga perjudica el desarrollo emocional.


¿Qué otros malos hábitos agregarías?

2 de octubre de 2014

Pensar en carencia.

Hago un anuncio:

Este articulo es el ultimo post reflexivo que publico y escribo por acá en OrEinSof, ya que he decidido dar el paso de crear una bitácora aparte para mis reflexiones, y escritos mas personales, nunca desligados de la Kabbalah (porque para mi todo es Kabbalah) pero esta nueva bitácora es un espacio mas adecuado para expresar otras de mis actividades, como la pintura y reflexiones. 

OrEinSof fue creado inicialmente para divulgar conceptos, y hacerlo de forma académica. 

OrEinSof es dinámico y madura y crece conmigo.  

Me paso algo curioso, y debo decir que curioso en demasía. No voy dar detalles de la situación, para que cada uno de ustedes mis queridos lectores lo vea desde su contexto. Pero si voy a profundizar un poco en eso.

La realidad (que sugiere ser externa) es una proyección de lo interno, y lo que literalmente "te pasa", es una proyección de lo que tienes adentro o piensas.

Una creencia medio extraña, y foránea a la Sabiduría de la Kabbalah, es: "Creer que por desarrollar tus talentos se acabo tu misión en la tierra". Eso es pensar en carencia, y tanto, que somos capaces de opacar el brillo de la Luz que nos otorgan, porque no lo creemos. ¿Sabemos con certeza que si el Creador nos escoge, podemos convertirnos en un canal completo para la Luz del Creador? Si no lo sabemos, entonces es muy sencillo, esa puerta se cierra para nosotros.

Para los Kabbalistas, escribir no es para dejar un legado, es mas bien para compartir la Luz.

El oponente mas poderoso y grande, al que nos enfrentamos es a nosotros mismos, y son nuestras propias limitaciones las que nos frenan. Y una cosa que debemos entender es que nuestra conciencia crea nuestra realidad y todos los Sabios de Israel, concuerdan en esto.  

Somos más exitosos en aquello que emprendemos si realmente creemos que podemos alcanzarlo, puesto que nuestro comportamiento y el resultado de nuestras acciones están determinados por nuestras expectativas.  La certeza es clave para nuestro éxito. Sin ella, la duda toma el control y desmenuza nuestro potencial.
En el curso de nuestra vida, el Creador nos entregará tareas, algunas pueden ser nos desafiantes. Sin embargo, nuestro trabajo es permanecer fuertes en nuestras convicciones de que podemos compartir, ayudar a otros y hacer del mundo un lugar mejor. Si actuamos de acuerdo a la Ley divina, nuestra falta de certeza en nosotros mismos es de hecho una falta de certeza en el Creador. Nuestra duda niega nuestras habilidades y nuestro potencial descansa en nuestra certeza. Destruirás la memoria de Amalek (símbolo de la duda en el hombre).

Ya he escrito también sobre el pensamiento positivo, y sabemos que una creencia integra en nuestras capacidades para lograr resultados o crear cambios es inherente al éxito (acerca del cual he escrito en otra parte) el Ego puede, de hecho, ser contraproducente, pues puede transformar nuestra seguridad en exceso dañino de confianza, y dañar el plan.

Lo mejor que podemos hacer en estos casos es confiar en el Creador mientras trabajamos hacia la excelencia y dejamos que nuestra conciencia positiva (en concordancia con la Ley Divina, y no sesgada por el ego) moldee nuestra realidad.
Enviado desde mi dispositivo movil BlackBerry® de Digitel.






27 de septiembre de 2014

Muéstrales al niño.


Esta lloviendo hace frío... Estoy esperando que escampe un poco, me puse a escribir acá en un centro comercial en San Antonio de los Altos. El miércoles pasado llegue un poco tarde a la clase que dicto en la mañanas, ese día hablamos un poco de termodinámica, leyes tangibles del mundo físico: entropía, entalpía, energía libre. En Kabbalah sabemos, que todo en este mundo esta concatenado, siempre hablamos de Ila veAlul, causa y efecto, acción y reacción, en este ultimo año que acaba de culminar si aprendí una cosa, así como en termodinámica, que solo toma en cuenta estado inicial y el estado final de un sistema, el mundo te exige resultados (el estado finaly concreto) por eso no le cuentes a los demás tus dolores de parto... Simplemente muéstrales al niño...

Enviado desde mi dispositivo movil BlackBerry® de Digitel.